El Sol está triste

cuentos breves infantiles

Hace mucho, mucho tiempo, en un invierno muy frío, Lorenzo, que así se llama el Sol, se sentía muy triste. Salía por las mañanas con la cabeza cabizbaja y los ojos llorosos, iluminaba la ciudad sin fuerzas y apenas sonreía.

Sigue leyendo

Anuncios